Lo paralelo

- Hola. Hacía mucho tiempo que no nos veíamos.
- Qué dices, loca. Si ayer mismo regresamos de unas maravillosas vacaciones en París.
- ¿Qué te has tomado? Nunca hemos estado en París, y hacía meses que no nos veíamos.
- Pero eso solo aquí.
- ¿Aquí?
- En esta realidad.
- Ah, que ahora hay otras.
- Claro. Realidades paralelas. Las hay a cientos, quizás a miles.
- Ya veo. Y en esas otras realidades ¿seguímos juntos?
- Claro. En todas. En una tenemos adoptadas a siete niñas vietnamitas. Hay otra en la que sómos la única pareja de actores porno fiel del mundo. En otra, tenemos cinco hijos biológicos, rubios y con los ojos azules, pero yo no sospecho nada. Y en la peor de todas, dormimos en camas separadas, pero nos frotamos la espalda el uno al otro en la bañera, que ya es mucho.
- Es decir, entre miles de realidades posibles ¿solo estamos separados en esta?
- Sí.
- Pues también es mala suerte.
- Bueno, sí, cosas de lo paralelo.

2 comentarios:

  1. Que dulcura la de ella al explicarle sus sueños, y que ternura la de él al dejarse embaucar por ellos.
    me encanta la gente que cree en las posibilidades, que alimenta su soledad con creaciones, con historias, con argumentos para espantar a la locura.

    Quizás muchas gente te tache de chifloti, pero es la única manera de seguir cuando el corazón se detine.

    ResponderEliminar